Las apuestas del sector privado para hacer frente al cambio climático

cambio climatico

A solo un mes del evento más importante de cambio climático, la COP21, todos los países están anunciando cuáles serán sus esfuerzos y compromisos para mantener el aumento del calentamiento global por debajo de los 2°C.

En este marco, a finales de septiembre pasado, la presidenta Michelle Bachelet anunció en la Asamblea General de las Naciones Unidas de Nueva York que la Contribución Nacional Tentativa de Chile apunta a la reducción del 30% de las emisiones de CO2 por unidad de PIB a 2030 con respecto al nivel de 2007, cifra que podría llegar a 45% si se cuenta con apoyo internacional, ya sea a través del Fondo Verde o en forma de donaciones. Adicionalmente, el compromiso incluye el manejo sustentable y la recuperación de 100 mil hectáreas de bosque principalmente nativo, para la captura de unas 600 mil toneladas de CO2eq (equivalentes) anuales, y a reforestar otras 100 mil hectáreas adicionales.

En esa línea, el ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier, señala que el entendimiento y compromiso del mundo privado es clave para lograr este objetivo, que además es fundamental para migrar hacia una economía baja en Carbono.

“El aporte de cada sector productivo en incentivar el uso de energías limpias, eficiencia energética y manejo de residuos, entre otras, no sólo le servirá a la industria para mejorar su gestión interna, sino que también se sumará a los esfuerzos del país para reducir sus emisiones”, apunta.

Según cifras del proyecto del gobierno de identificación, análisis y evaluación de oportunidades de reducción de emisiones de Gases Efecto Invernadero (GEI), MAPS Chile, las industrias que más CO2 producen en el país son las de generación eléctrica, transporte, agropecuaria, procesos industriales, la minería del cobre y residuos. Frente a eso, su encargado sectorial y de minería, Manuel Díaz, explica que según los escenarios de reducción de emisiones modelados por MAPS, el que más se aproxima al compromiso nacional proyecta una reducción de 800 mil toneladas de CO2 a 2030 por parte de la industria, aunque no se han planteado metas ni planes específicos para ésta.

Aun así, como explica el ministro Badenier, los privados no se han mantenido ajenos e incluso algunos sectores como el energético, agroindustrial y la minería del cobre ya han medido su huella de carbono y avanzado en algunas acciones de mitigación, entre ellas el convenio de eficiencia energética firmado el año pasado entre el Consejo Minero y el Ministerio de Energía con el compromiso de realizar auditorías energéticas independientes para identificar oportunidades.

Revise el artículo completo en Diario Financiero.



Categories: Cambio Climático

Tags: , , ,


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contáctate con nosotros

Edificio Fundadores, Badajoz Nº 45, piso 10, Las Condes, Santiago

Mesa central: 56 - 2 - 23391000
Suscripciones: 56 - 2 - 23391048

Síguenos en Facebook

x