Así se convirtió Walmart en un gigante internacional de la energía verde

walmart_solar_city-640x400

Hemos hablado antes de las iniciativas que ha tomado Walmart para reducir su impacto ambiental. Una de ellas es implementar en el techo de su tienda en Mountain View, Califonia, una serie de paneles solares. Dependiendo de la hora del día, este techo entrega hasta un 15% de la potencia necesaria para hacer funcionar la tienda.

El Presidente de Estados Unidos, Barack Obama eligió ese preciso lugar para dar un discurso sobre su plan energético. Fue ahí también donde destacó a Walmart como un ejemplo de responsabilidad corporativa.

“Cada vez más empresas como Walmart se están dando cuenta de que desperdiciar menos energía no sólo es bueno para el planeta, sino que es bueno para los negocios, es buenos para las ganancias de la empresa”, señaló el Mandatario.

La empresa ha sido criticada por una serie de problemas corporativos, tales como bajos sueldos o malas condiciones laborales, por lo que esta “propaganda” le ha hecho muy bien a la marca. Pero aunque sea aprovechado como un lavado de imagen, el esfuerzo que ha hecho la empresa no ha sido en vano.

105 megavatios en paneles solares –suficientes para alimentar unas 20.000 casas- en los techos de 327 tiendas y centros de distribución 6% de sus sucursales aprox.) han sido suficientes para que Walmart se convierta en el principal generador solar comercial del país. Lo mejor de todo es que su meta es duplicar la cifra para el año 2020.

¿Cómo partió esta iniciativa? Fue de la mano del ex CEO Lee Scott, quien en 2005 estableció que Walmart fuera alimentado totalmente por energías renovables.

Y pese a que aún no se sabe si la empresa va poder cumplir con ese objetivo, puesto que en la actualidad recibe 26% de su energía en todo el mundo a partir de renovables, está por sobre el 13% de participación general de la generación de energías renovables en el país.

La diferencia entre Walmart y otras empresas minoristas como Kohl y Starbucks, que se jactan de realizar 70% de sus operaciones libres de carbono, es que estas lo hacen mediante la compra de créditos de carbono o “compensaciones” para equilibrar sus emisiones de efecto invernadero. Si Walmart adoptara ese enfoque, podría compensar su huella de 20 millones de toneladas por año de dióxido de carbono por alrededor de US$ 200 millones.

Pero Walmart lo ha hecho de otra manera, redujo sus costos de energía por pie cuadrado de superficie de venta en 9%, redujo los costos de hacer lo que mejor sabe hacer: usar su influencia para convencer a sus proveedores a arriesgar su propio capital para obtener lo que quiere. Da acceso a su techo para SolarCity u otros instaladores, que pagan por instalar los paneles (a un costo promedio de alrededor de 1.2 millones por tienda). SolarCity luego vende la energía generada a Walmart, en virtud de un acuerdo a largo plazo, a un precio mucho menor que lo que la compañía eléctrica local cobraría. “La propuesta de valor es muy obvia”, dice Ozment quien ha dirigido el departamento de energía en las tiendas Walmart desde 2003. “¿Por qué poner nuestro propio capital?“.

Y pese a que el crédito fiscal federal de energía verde que entrega Estados Unidos va expirar en 2017, Ozment no está preocupado. Después de todo, Walmart está acostumbrado a apretar a sus proveedores. “Es una oportunidad para que los servicios públicos repiensen su modelo de negocio”, dice. “No hay ninguna razón para que no pueda haber un ajuste”.

Revise el artículo completo en Forbes.



Categories: Green Finance

Tags: , , , ,


1 reply

Trackbacks

  1. Así se convirtió Walmart en un gigante internacional de la energía verde | Club De Innovación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contáctate con nosotros

Edificio Fundadores, Badajoz Nº 45, piso 10, Las Condes, Santiago

Mesa central: 56 - 2 - 23391000
Suscripciones: 56 - 2 - 23391048

Síguenos en Facebook

x